No siempre ganan los más grandes

Mucho se habla de Disney y Pixar, pero poca importancia se le da a aquellas películas de otras productoras menos conocidas que llegaron a nuestras pantallas entre la década de los 90 y los 2000. Hoy hacemos un pequeño remember de muchas de las películas que acompañaron nuestras infancias, a las que ninguno de estos dos grandes pudieron hacer sombra.

La princesa Cisne

Sin duda, una película mítica donde las haya. Una princesa que es obligada a casarse con un príncipe al que conoce y aborrece desde pequeña, que sufre un hechizo y se convierte en cisne (como su buen nombre indica). Durante su cautiverio entabla amistad con una tortuga, una rana y un pájaro. A pesar de no ser de Disney, su estructura y trama cumple todos sus requisitos: un hechizo que se resuelve con el amor de un príncipe, el amor pasional, la capacidad de hablar con los animales y muchas canciones tan típicas como esta:

Se ve que la trama dio para mucho, ya que hay tres películas. Cabe destacar que estuvo nominada a los Globos de Oro en el año 1994 por Mejor Canción Original, pero no logró superar a “Es la noche del amor” del Rey León. Analizamos la personalidad de las princesas Disney en este artículo: La revolución de las princesas Disney.

El Gigante de hierro

650_1200

Relata la amistad entre un niño y un gigante de hierro que encuentra atrapado en su antena de televisión. En un principio lo esconde en su garaje, pero el gigante come demasiado metal y acaba por llevarlo a una chatarrería cercana. Al cabo de un tiempo el Gobierno y los vecinos los descubren y temen por su seguridad, creyendo que es un artefacto ideado por los rusos en plena Guerra Fría para atacarlos. Transcurre a finales de los 50, en una sociedad obsesionada con el comunismo y la competitividad tecnológica entre EEUU y la URSS. Llorarás con el final. Una película que aun a día de hoy la siguen poniendo en La 1.

Balto

No podía faltar la película de perros que salvan la vida a niños. Balto, un perro lobo, que vive en un barco (no se sabe el motivo) en Alaska debe salvar a los niños del pueblo afectados por una epidemia. Así, él, una oca bastante cómica, dos osos y más perros lobo irán en busca de la antitoxina necesaria para curar a los niños del pueblo. No tiene pérdida. Mi escena favorita:

 

Shrek

No es de Disney, no es de Pixar, es de DreamWorks. Las películas del ogro Shrek son necesarias en nuestras vidas y archiconocidas, por ello, no hace falta decir mucho sobre ellas. En estas, se mezclan otros cuentos como los tres cerditos y su lobo, Pinocho, el Gato con botas o Blancanieves; el amor imposible se hace realidad y no solo por el matrimonio de Shrek y Fiona, sino por Asno y Dragona; un hada que canta I need a hero y se parece a Meryl Streep. Canciones como All Stars que pasaron a formar parte de la banda sonora y que nos recuerda directamente a la película. Son cuatro las películas que conforman la saga y se espera una quinta para el año 2019.

Ice Age

Narra las aventuras de un mamut, un oso hormiguero y un tigre, que se encuentran con un bebé perdido y deben devolverlo a sus padres durante la era glacial. Entre tanto, la ardilla Scrat intenta de todas formas posibles poner a salvo su bellota, pero no le suelen salir bien las cosas y siempre acaba perjudicando a los demás personajes o a sí misma. Una saga de cuenta con cinco películas, la última, estrenada el año pasado, pero nos quedamos con la primera.

Mi vecino Totoro

La productora japonesa Estudio Ghibli creó en 1988 una historia realista y a la vez utópica. Relata la aventura de dos niñas en el rural japonés, que descubren espíritus fantásticos en el bosque, entre los que se encuentra Totoro y un gato en forma de bus, Gatobus.

uu

Con un simple guión y mucho colorido nos teletransporta a un mundo fantástico e inocente donde los niños no pretenden ser adultos y los prejuicios sobre el Anime se eliminan por completo. Cabe destacar la banda sonora, tanto de esta película como sus antecesoras “El viaje de Chihiro” y “El castillo ambulante”, que parece que no, pero son pegadizas.

Pesadilla antes de Navidad

Basta ver la carátula de la película para saber que se trata de una historia de Tim Burton. El Señor de Halloween, Jack Skellington, descubre la Navidad y decide hacer una serie de cambios en la festividad para, según él, mejorarla. Así mezclará la fiesta de Navidad y Halloween y la llevará a Halloween Town donde no parece tener mucho éxito, básicamente por el secuestro de Santa Claus. Una comedia-musical-fantástica que incluye 10 canciones y nos da una visión siniestra al puro estilo de Burton de la Navidad.

Madagascar

Más animales que hablan de la mano de DreamWorks y con una banda sonora compuesta por Hans Zimmer (Oda a Hans Zimmer). Uno de los protagonistas está harto de vivir en el zoológico de Central Park y decide escaparse por Nueva York. Los demás lo siguen por la ciudad y acaban en un avión dirección a Madagascar. Allí, estos animales de ciudad, tendrán que a adaptarse a la dureza de la selva donde se encontrarán con muchos animales de sus mismas especies y sus costumbres. Pero los cuatro protagonistas no iban solos, los acompañaban unos pingüinos que eran los que dirigían el cotarro y lo más gracioso de la película. Años después hicieron una serie sobre ellos pero no cuajó demasiado. Además, Madagascar cuenta con segunda y tercera parte.

Madagascar-3-Wallpaper.jpg

Chicken Run: Evasión en la granja

Comenzando los 2000 se estrena Chicken Run, una comedia en stop motion sobre gallinas que intentan escapar de una granja para evitar que la dueña de esta en la que residen las lleve a la cazuela. Para ello aprenderán a volar gracias a un gallo estadounidense que se une a la fiesta en la granja.

Viendo esto podemos observar también lo cutres que eran antes los tráilers con esa voz estándar narrando lo que sucede.

 

En busca del Valle Encantado

Porque los animales estaban muy vistos ya, en 1988 empieza la saga En busca del Valle Encantado, una serie de películas de animación sobre un grupo de dinosaurios que se transladan al Gran Valle debido a una plaga devastadora. Una película que trata sobre la amistad y el trabajo en equipo de 5 pequeños dinosaurios, encabezados por Piecito. Un dato curioso es que Steven Spielberg y George Lucas fueron sus productores ejecutivos.

1.jpg

 

El príncipe de Egipto

Cómo no amar Egipto gracias a esta película, donde de nuevo DreamWorks y Hans Zimmer se unen para elaborar una de las primeras películas de animación de alta calidad fuera de Walt Disney Pictures. Ganó un Óscar a mejor canción original en el 1999 y recibió dos nominaciones a los Globos de Oro. Sobre religión e historia de Egipto, se cuenta la aparición de un bebé en el río que es rescatado por la reina. El bebé resultó ser Moisés, que a medida que fue creciendo fue descubriendo sus orígenes hebreos y acabó liberando y guiando a los esclavos israelitas abriendo las aguas del Mar Rojo.

El príncipe de Egipto fue la película animada más taquillera hasta el año 2000 que no pertenecía a Disney, hasta que la superó la película en stop motion Chicken Run.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s