Divorce o el fantasma de Sarah Jessica Parker

El pasado 9 de Octubre volvía a HBO la que fue durante un lustro una de las mujeres más influyentes en la parrilla televisiva, Sarah Jessica Parker. Su nueva serie, Divorce, ha salido al aire e intenta con ella dejar atrás la imagen con la que tanto éxito había cosechado. Pero, ¿la persigue el fantasma de Carrie Bradshaw?

Si a finales de los 90’s los cimientos de la masculinidad se rompían gracias a cuatro mujeres y Sexo en Nueva York, en 2016 se fractura el matrimonio. La que fue una sitcom que giraba alrededor de tramas amorosas y sexuales ahora es objeto de las múltiples comparaciones que han surgido con Divorce. Por eso vengo a romper una lanza en favor de esta nueva ficción. Parece que la gente ha olvidado que aquellos personajes ya han acabado, que viven para la revisión.

giphy1

Dejemos de mirar a cómo eran aquellas chicas y lo que nos gustaría ver, esa no es la trama que ante nosotros se abre. En esta serie no nos encontramos con jóvenes sino con seres humanos maduros tanto de mente como de edad, con familia en algún caso; pero ante todo con una vida formada que, a causa de un incidente, se tambalea.

Tras haber visto los primeros capítulos tengo la sensación de que las imágenes se traducen en una serie que se tiñe en ocasiones de comedia y en otras de drama personal pero que no termina ni de encajar ni de encontrarse. Algo así le ocurre a Frances, la mujer que encarna Sarah Jessica Parker, que no sabe si ama la rutina con su marido o si realmente la separación es lo mejor que ha hecho. Todo esto aderezado por un reparto que sirve de apoyo para lo que la protagonista femenina y su futuro exmarido tienen entre manos pero que no destaca más allá de situaciones desorbitadas, inmadurez premeditada e insatisfacción en un ambiente enriquecido en el que el dinero vive en cada mueble o fiesta que dan.

La frialdad que reviste a la serie y la poca profundidad (en apariencia) de sus personajes dan un aire de superficialidad a un tema que, explotado correctamente, puede volver a ser un éxito. Es extraño que HBO, productora por antonomasia de calidad televisiva, se involucre en un proyecto que está levantando asperezas y que nadie acaba de entender. Me temo que no auguro un final agradable para Divorce, espero equivocarme y tengamos Sarah Jessica Parker para más.

giphy2

 

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s